fbpx
Este proyecto es sin duda uno de los más queridos en la agencia porque nos dio la posibilidad de involucrarnos con la defensa y promoción de los derechos sexuales y derechos reproductivos desde una perspectiva de activismo. Fue una campaña de gran impacto tomando en cuenta las limitaciones de tiempo y de recursos que tuvo.

Antecedentes

Hasta hace poco, el aborto era legal en Ecuador pero solamente en caso de que el embarazo pusiera en peligro la vida de la madre y el peligro no se puede evitar por otros medios (causal que raramente se ha aplicado). La única otra causal permitida era “si el embarazo proviene de una violación o estupro cometido en una mujer idiota o demente.

Ante esta realidad, y aprovechando el espíritu supuestamente progresista del gobierno de Alianza País, las organizaciones que trabajan por la defensa de los derechos sexuales y reproductivos, así como personas no organizadas, empezaron a exigir que se incluyera la despenalización del aborto en caso de violación en el debate legislativo sobre la reforma al código penal.

Ante la posibilidad del debate del tema en la Asamblea Nacional del Ecuador, Rafael Correa apareció en medios de prensa amenazando con renunciar en caso de que se tratara el tema e implementó una censura a todas las asambleístas del partido de gobierno.

Por otro lado, unos meses antes de este incidente se realizó una encuesta con una muestra representativa a nivel nacional en donde se evidenció que el 65% de l@s ecuatorian@s estaban de acuerdo con la despenalización del aborto en casos de violación.

El proceso

Debido a la frustración que generaron estos acontecimientos se generó una iniciativa ciudadana apoyada por las organizaciones de defensa de los derechos de la mujer para evidenciar que la imposición autoritaria de la voluntad de un machista iba en contra de la opinión de la mayoría. Esta era una decisión que afectaba a la autonomía sobre el cuerpo de las mujeres, que se ven re-victimizadas al ser obligadas a seguir con un embarazo que les recuerda todos los días el haber sido violadas. Nos juntamos varias personas jóvenes de distintos sectores de la sociedad y creamos participativamente una propuesta llamada “YoSoy65” para evidenciar a toda la población preocupada por defender los derechos de las mujeres.
El acercamiento a este tema fue desde la esperanza y la libertad, basando la gráfica en una línea joven, con colores intensos y contrastantes que generó recordación y que propuso un nuevo tono (muy necesario) a la discusión. En base a esta línea gráfica se generaron afiches, adhesivos y pulseras que fueron puestas a disposición de la gente para la difusión del mensaje. Esto generó gran interacción con la ciudadanía, que puso los afiches y los adhesivos en muchos lugares del país, sobre todo en Quito.
Gracias a la colaboración con jóvenes realizadores y personas relacionadas al mundo audiovisual creamos 4 videos para la web. Estos videos, a manera de comerciales de la campaña, se centraban en los temas más importantes. Esto fue parte de los contenidos que se compartieron desde la página de Facebook que en un poco más de un mes llegó a crear una comunidad de más de 10.000 seguidor@s y que creó un espacio en el que las personas debatían exponiendo sus puntos de vista al respecto. Los contenidos difundidos en las redes sociales se basaban en la información científica, objetiva y oficial que se presentaba en la página web yosoy65.com en donde se puede encontrar información y recursos para la difusión de la campaña.

Resultados

El objetivo principal, que se debata sobre el tema de la despenalización del aborto en la asamblea, no fue logrado porque como se explicó, no dependía de los intereses y preocupaciones de la población sino del capricho del presidente. A pesar de ello logramos poner el tema en boca de muchas personas y con ello se produjo un debate constructivo en la sociedad. Muchas personas se dieron el tiempo para reflexionar sobre la justicia de apresar a una mujer por no querer seguir adelante con un embarazo producto de una violación. Medios de comunicación nacionales e internacionales recogieron la noticia de la iniciativa y eso generó una mayor difusión de los mensajes y un mayor interés en el tema, que nunca había sido debatido en un foro tan grande.

Los anuncios